Un régimen tramposo no cumple acuerdos, por Emiro Albornoz L

0

Foto: Referencial / ABCdelasemana

(23 de noviembre de 2017. El Venezolano).- El diálogo con la oposición convocado desesperadamente por el régimen deja ver numerosas verdades a simple vista.

En primer lugar, se ganarán la Orden de los Pendejos los emisarios de la MUD a ese diálogo si creen en verdad que el régimen comunista de Nicolás Maduro va a cumplir con las condiciones que exige la oposición, aun cuando este firme un documento con la presencia de los cancilleres de México, Chile y Paraguay.

La palabra de la revolución y de los revolucionarios se la comió un burro (Sin alusiones personales) creyendo que era paja.

Podrá imaginar hasta el ser más desprevenido por qué el régimen que destruye a Venezuela ha convocado a un diálogo por la paz, palabra que le queda muy grande a los comunistas porque ellos borraron de su diccionario este vocablo y su lema es la violencia, que es la partera de la historia, frase atribuida a Karl Marx, el padre de esa maldición que llaman socialismo real o comunismo.

Sencillamente porque el régimen, arruinado por la corrupción y el despilfarro que acabaron con más de un billón de dólares recibidos por Venezuela en los últimos catorce años, está “cogido” por los organismos crediticios internacionales y las sanciones del gobierno norteamericano que lo han puesto a punto de lo que llaman un “default” que no es otra cosa que cesación de pagos de un país, algo que es muy grave.

Los gobiernos del mundo democrático y las organizaciones financieras multilaterales y la banca privada internacional, sólo reconocen a la Asamblea Nacional como garante de los compromisos financieros que asuma el régimen, pues así lo dicta la Constitución. La asamblea nacional constituyente, calificada de fraudulenta, se la han mandado meter por los bolsillos de atrás de los revolucionarios que han pretendido sustituir a la legítima AN, electa mayoritariamente por los venezolanos el seis de diciembre del 2015.

El régimen madurista tal vez pueda salir medio airoso de los compromisos de pagos de intereses de los bonos soberanos de PDVSA y créditos de deuda externa vencidos en esta parte final del año, porque si se quiere son pocos, pero para el año entrante se habla de desembolsos muy importantes que superan los nueve mil millones de dólares en intereses por una irresponsable deuda de más de 150 mil millones de dólares.

Esta es la principal razón del llamamiento al diálogo y de que se hayan bajado los pantalones aceptando la presencia de tres cancilleres de países que han condenado las acciones del régimen contra los derechos humanos de los venezolanos y soliciten la restauración de la democracia en Venezuela de manera abierta.

Este cronista está seguro que el régimen , una vez que reciba el aval de la AN, si ésta decide dárselo, aprobando los créditos del gobierno, desconocerá los acuerdos utilizando cualquier subterfugio a los que ya nos tienen acostumbrados.

Tengo la impresión, desde hace mucho tiempo, que esté malhadado régimen, de naturaleza violenta y opresiva, no va a salir por la vía de elecciones libres porque sabe que todos sus personeros serán sometidos a la justicia tanto nacional como internacional, apenas deje las riendas del poder por cualquier circunstancia. De allí que permitan que la oposición les gane la AN y después la desconocena través de unas instituciones pervertidas como es el caso del TSJ. Podrán dejar ganar gobernaciones y Alcaldías, pero el poder central no lo soltarán muy fácil porque trampear, desechar leyes, abusar del poder y demás miserias que ostentan, es su particularidad e instinto.

Particularmente creo que la oposición sólo debe aprobarle al gobierno los créditos que desesperadamente solicita si Maduro se compromete ante el mundo a adelantar elecciones presidenciales con un nuevo CNE elegido por la AN de Venezuela, así como también el TSJ que opera desde el exilio. Reconocimiento de la AN y desaparición de la fraudulenta e ilegal asamblea constituyente También, que se comprometa a declarar la crisis humanitaria en alimentación y salud para que entre al país la ayuda humanitaria que está dispuesta ya pero sólo hace falta el requisito protocolar de la aceptación del presidente de la república, libre a todos los presos políticos y permita el arribo a Venezuela de los más de dos millones de jóvenes y demás venezolanos que han abandonado el país por el desastre que han causado.

Sólo así podrá acordarse con el régimen.

Por Emiro Albornoz L

Share.

Leave A Reply