Trump firma acuerdos para construcción de los oleoductos Keystone XL y Dakota

0

Archivo

(24 de enero de 2017. El Venezolano).- El presidente Donald Trump firmó este martes dos decretos que autorizan avanzar en la construcción de los oleoductos Keystone XL y Dakota.

El entonces presidente Barack Obama tomó la decisión en diciembre de detener la construcción del oleoducto en Dakota del Norte, que pasa por debajo del Lago Oahe, un embalse del río Missouri tras días de protestas.

Lea también: Parlasur manifiesta preocupación ante gobierno de Trump

El ahora exmandatario basó su argumentación en que esta obra no ayudaría a reducir los precios de la gasolina ni crearía empleos estables, pero sí podría dañar el liderazgo del país en materia ambiental en un momento en que consideraba necesario adoptar medidas para combatir el cambio climático.

De acuerdo a lo reseñado por CNN en Español, reunidos bajo el lema “el agua es vida”, los manifestantes denunciaron que el oleoducto amenazaba el suministro de agua de la tribu y profanaba tierras sagradas. Muchos temían que una fuga en la tubería pudiera causar un desastre ambiental.

Lea también: Primeros decretos de Trump: Estados Unidos sale del Acuerdo Transpacífico

Las protestas fueron en gran medida pacíficas, pero a veces degeneraron en caos, con los agentes de las fuerzas del orden disparando balas de goma, gas lacrimógeno y agua a algunos activistas que provocaron incendios, vandalizaron el equipo y bloquearon los esfuerzos de construcción.

El Keystone XL está diseñado con una extensión de 1.900 kilómetros y una capacidad para transportar unos 830.000 barriles diarios de petróleo crudo sintético y bituminoso diluido, fue paralizada su construcción en noviembre 2015.

Lea también: Las primeras decisiones tomadas durante la “Era Trump”

En el caso del proyecto Dakota Access, su construcción fue detenida en diciembre pasado luego de meses de protestas por miembros de tribus indígenas estadounidenses y de grupos defensores del medio ambiente.

De igual manera, Trump comentó que la construcción de los oleoductos generarán cientos de puestos de trabajo y beneficiaría enormemente a EEUU.

Compartir .

Dejar respuesta