El padrinazgo del poder cubano-militar, por Richard Casanova

0
El padrinazgo del poder cubano-militar, por Richard Casanova

Archivo

(15 de julio 2016. El Venezolano).- En recientes entregas advertía que las últimas actuaciones del gobierno exaltan su rasgo militarista y que la tendencia sería al fortalecimiento de la alianza cubano-militar para raspar el fondo de la olla y terminar su labor de vende-patria. De manera que a nadie puede sorprender que se designara como una suerte de “presidente paralelo” al general Padrino López, cuya adulancia al poder cubano ya presagiaba su destino. Sin embargo, la opinión pública prácticamente ha pasado por alto la posible conexión de esta designación con la protección de intereses ocultos e inconfesables en las altas esferas del poder. Y en paralelo, pudiera ser una jugada más en el tablero cubano pues la relación de altos oficiales con operaciones de narcotráfico es un dato de la realidad para el gobierno norteamericano, con quien La Habana negocia su rendición y supervivencia. Así, la designación de Padrino López es también la forma como los cubanos demuestran al imperio su influencia política y militar en Venezuela, además su capacidad para preservar a nuestro país como la principal plataforma del narcotráfico internacional, negocio donde los Castros son viejos accionistas junto a las FARC y otros grupos irregulares. Hay datos que ahora nos resultan reveladores de tal posibilidad…

En los medios de comunicación social se difundió en su momentoque una empresa donde Vladimir Padrino López fungió como vicepresidente, había sido utilizada en EEUU para justificar la riqueza de una mujer acusada por posesión de 5.388 kg de heroína en territorio norteamericano. La mujer encarcelada en Puerto Rico, y acusada por la Corte de Distrito de los Estados Unidos de Norteamérica (caso número 05-172) con fecha 6 de marzo de 2006, resultó ser KenelmaJannice Coromoto Betancourt Contreras, venezolana y cuñada del general Padrino López. Obvio, el hecho de que la hermana de la Sra. Yarazetd Jennifer -esposa del militar en cuestión- esté presuntamente involucrada en narcotráfico no supone su responsabilidad. Tampoco la “Primera Combatiente” es responsable de las rubieras de sus sobrinos, ni la diputada Tania Díaz puede ser señalada por lo que hagan sus escoltas y así pudiéramos poner una decena de ejemplos más. Solo traigo a colación el tema a propósito de aquella famosa frase que -según Plutarco- pronunciará Julio César al momento de anunciar su divorció de Pompeya Sila: “La mujer del César no sólo debe ser honrada, sino además parecerlo”.

Sólo advertimos la existencia de notas periodísticas que señalan a esa empresa -donde el ministro es vicepresidente- como proveedora de PDVSA y vinculada otros negocios con el Estado venezolano. Igualmente los medios reseñan a la empresa Prinmaplast CA (RIF N- J001341471) -presidida por la esposa del ministro e integrada por varios familiares- como contratista privilegiada de la Gobernación de Monagas y en particular de la Alcaldía del Municipio Cedeño. Por supuesto, resulta un hecho casual que Monagas sea el estado natal del tristemente célebre Diosdado Cabello y que la Alcaldesa Wilma Carvajal sea hermana del general Hugo “El Pollo” Carvajal, penosamente recordado más allá de nuestras fronteras. Lo verdaderamente relevante es que lejos de mostrar al “hombre fuerte”, este padrinazgo evidencia la fragilidad del régimen y la pertinencia del revocatorio, también por razones sanitarias. #YoRevoco

Por: Richard Casanova / La Patilla

Compartir .

Dejar respuesta