Líderes de las FARC buscan respaldo de los frentes sobre acuerdo de paz

1
Colombia y las FARC definieron protocolos para el cese de la violencia

Foto: referencial

(20 de septiembre 2016. El Venezolano).- La Décima Conferencia Nacional Guerrillera de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), se desarrolla entre preguntas e inquietudes por el futuro, sin embargo, ratifican su apoyo por la paz.

La cumbre se desarrolla desde el pasado viernes en “El Diamante” una localidad del Caguán cercana a la Amazonia y tiene como propósito que los diferentes frentes de las FARC ratifiquen el acuerdo de paz al que llegaron los negociadores de la guerrilla y del gobierno en La Habana, y que será firmado el lunes en Cartagena de Indias.

Lea también: Kerry asistirá a la firma del tratado de paz entre Colombia y Farc

Según una publicación realizada por La Diaria, en la actividad participan 24 presos, considerados “presos políticos” por las FARC, que recibieron un permiso especial del gobierno para asistir.

Además otra de las inquietudes mencionadas es si estos y otros guerrilleros presos serán liberados definitivamente después de que se firme el acuerdo de paz.

El jefe de las FARC, Rodrigo Londoño, Timochenko, señaló que las conferencias nacionales de esa organización armada son la máxima instancia para la toma de decisiones y que la resolución que se adopte debe ser obedecida por todos los guerrilleros.

Indicó que con el acuerdo de paz, queda claro que “en esta guerra no existen vencedores ni vencidos. El gobierno se vio obligado a reconocer el derecho de las FARC, al ejercicio político con las más amplias garantías”.

Lea también:  Jefe negociador de las FARC no cree en desmovilización sin Ley de Amnistía e indulto

Agregó que la guerrilla se convertirá en “un partido o movimiento político” que tendrá como principios el combate a la corrupción, el “respeto a las ideas ajenas” y a la “lucha por las ideas”, y buscará una “democracia ampliada”, con “una Colombia incluyente socialmente y más justa”. Al cierre de su discurso de apertura, destacó que en “las manos” de esta conferencia “se encuentra el destino de Colombia”.

El dirigente guerrillero, Pablo Catatumbo, aseguró que  el acuerdo ha recibido un amplio apoyo de los bloques de las FARC y mencionó que  los delegados han manifestado “observaciones y críticas” a los representantes del bloque Frente Primero, que se han mostrado renuentes a desmovilizarse, pero se declaró confiado en que ese frente se plegará a la decisión que adopte la conferencia.

Se pudo conocer que este frente es uno de los más grandes de la guerrilla –con 400 combatientes, opera en tres departamentos del país– y es el que más se ha dedicado al narcotráfico.

En otro orden de idea la Décima Conferencia Nacional Guerrillera también ha sido escenario de reencuentros familiares, ya que las autoridades de las FARC permitieron a sus soldados coordinar encuentros en El Diamante para empezar los procesos de reintegración familiar.

Compartir .

Dejar respuesta