En vídeo: esto dijo el diputado Requesens en la AN antes de ser secuestrado por el Sebin

2

(Foto referencial)

(8 de agosto de 2018. El Venezolano).- Su mensaje fue claro y contundente. “Yo me niego a rendirme. Yo me niego a arrodillarme frente a quienes hoy pretenden quebrarnos la moral”, dijo el diputado opositor Juan Requesens durante la sesión ordinaria de la Asamblea Nacional (AN) que se llevó a cabo el martes en la mañana, horas antes de que fuese arbitrariamente detenido por la policía política del régimen venezolano.

Muchos hermanos de nosotros están fuera del país, otros están bajo tierra porque los mataron, señaló durante su intervención en el hemiciclo del Palacio Federal Legislativo, desde donde responsabilizó directamente a Nicolás Maduro por las decenas de venezolanos que han muerto producto de las acciones represivas ejecutadas contra todo el que piense diferente a la doctrina chavista-madurista.

Lea también: ¡Continúa la cacería de brujas! Sebin secuestró a hermanos Requesens

Aunque fue un discurso emocional, no mostró dudas al asegurar que junto a la dirigencia opositora seguirá “haciendo todo lo que podamos hacer para lograr lo que hoy toda Venezuela quiere, que es sacar a Nicolás Maduro del poder”.

Como si se tratase de una predicción, la palabra del parlamentario se cumplió: “hoy yo puedo hablar desde aquí, mañana no sé“. En la noche, mientras Maduro realizaba una cadena para informar sobre las supuestas pruebas y los avances en la investigación sobre el intento de magnicidio en su contra registrado el sábado, funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) sacaron a golpes de su casa al dirigente opositor, junto a su hermana, Rafaela Requesens.

El equipo de comunicaciones del diputado detalló este miércoles que sus redes sociales (Twitter, Instagram y Facebook) están en resguardo y serán manejadas por ellos, “para dar difusión sobre su injusto encarcelamiento por parte del régimen”. Temprano compartieron el vídeo de su participación en la plenaria de la AN.

Share.