Control cambiario, corruptos poderosos y descontrol: Responsables de nuestro empobrecimiento, por Vicente Brito

0
Referencial

Referencial

(23 de julio de 2016. El Venezolano).- El largo y sostenido Control Cambiario por 14 años, así como la contratación de Obras y Servicios en dólares, son los principales responsables de buena parte de la pérdida de nuestros grandes ingresos petroleros y del muy abultado endeudamiento externo, obtenido en medio de esa gran bonanza petrolera.

Mientras que a los venezolanos nos han empobrecido al haberse malgastado buena parte de esa riqueza petrolera y de los préstamos externos obtenidos, los cuales en vez de habernos dado mayor prosperidad y mejoras, con las importaciones realizadas y los servicios públicos contratados o adquiridos, solo han servido para convertir en muy ricos a los que se beneficiaron de estos negociados.

Lo más triste es que la casi totalidad de esos cientos de miles de millones de dólares obtenidos indebidamente, se encuentran colocados en otras naciones y por el contrario a los venezolanos nos ha dejado más pobres y endeudados. Causando graves desmejora en nuestra forma de vida al tener que utilizar buena parte de los ingresos fiscales y petroleros para cubrir los pagos de deuda externa contraída, tanto de capital como intereses.

Haremos un breve resumen de los montos estimados manejados por el control cambiario, así como en la contratación de obras y servicios en dólares, realizados por los organismos públicos responsables de llevar adelante estas transacciones, donde parte muy importante de ellas fueron antagónicas al interés nacional.

1. CONTROL CAMBIARIO. Las graves denuncias realizadas por ex-ministros, parlamentarios y otros voceros que ejercieron responsabilidades públicas, se ratifican cuando observamos la cantidad de dólares manejados en Importaciones, compra de Plantas Industriales, Agro Industrias, Maquinarias, Equipos y cualquier tipo de importación de bienes de capital, equipamiento o materia prima que facilitara estas transacciones.

Observamos que este sistema de control cambiario fue el que más facilitó esta salida de capitales, estimándose que del total manejado más de un 20% de estas aprobaciones solo sirvieron para obtener los dólares preferenciales en transacciones aprobadas sin ninguna importación totalmente realizada.

Se estima que el monto manejado desde el inicio del control cambiario a la fecha es de unos 350.000 millones de dólares, a través de los distintos organismos públicos creados para el MANEJO y APROBACIÓN EN LA ASIGNACIÓN DE DIVISAS.

2. CONTRATOS OTORGADOS EN DÓLARES. Cuando se analizan algunas de estas contrataciones nos encontramos igualmente con las graves denuncias también realizadas de voceros parlamentarios y ex funcionarios públicos que cuestionan la forma como se realizaron muchas de estas, las cuales no lograron cumplir con lo acordado en la contratación, así como en los beneficios que se obtendría de esa inversión.

Es evidente la malversación de muchas de estas negociaciones realizadas y se observa en buena parte de las obras que se encuentran inconclusas y algunas abandonadas, que fueron canceladas en $ sin haberse cumplido con lo establecido en el contrato firmado de la obra o servicio adquirido. Se estima en más de 180.000 millones de dólares lo manejado por las distintas dependencias y empresas públicas con una estimación de pérdida entre 20% y 30% del total cancelado en estas obras o servicios contratados.

Hoy los Venezolanos nos encontramos altamente limitados en nuestra calidad de vida, por los elevados compromisos en deuda externa, buena parte adquirida para financiar el control cambiario y la contratación en dólares de obras y servicios, cancelando por estas deudas intereses en dólares a tasas elevadas que pagamos entre 2 y 3 veces la de los países de la región, incluso a aquellos a los cuales se les ha otorgado apoyos financieros y petroleros.

Las limitaciones que vivimos actualmente causadas por el desabastecimiento, alto costo de vida, escasas importaciones y poca producción nacional, son el resultado del mal manejo de buena parte de nuestros ingresos petroleros y del alto endeudamiento externo, que comprometen nuestro futuro por la manera como se manejaron las finanzas públicas. Por quienes en la responsabilidad del EJERCICIO de GOBIERNO no actuaron diligentemente y con la suficiente firmeza que impidiera las desviaciones de grandes cantidades de dinero público que fueron apropiadas en la asignación de los dólares preferenciales a través de falsas o incompletas importaciones, así como en la contratación de obras y servicios mal realizadas y que no cumplieron con los procedimientos establecidos para realizar este tipo de licitaciones.

Lo que se logró fue condenarnos a este empobrecimiento colectivo y a la vez afectar gravemente nuestro futuro como nación, con insostenibles compromisos financieros internacionales, cuyos pagos hoy consumen buena parte de nuestro ingreso petrolero.

Limitándonos más aun y así lo observamos en los altos niveles de escasez, hiperinflación y perdida de nuestra calidad de vida, que nos afecta y ubica como uno de los países del mundo con peores niveles de pobreza y desarrollo humano.


Por Vicente Brito/ La Patilla

Compartir .

Dejar respuesta