Ameliach, Cabello y Jaua evidencian situación del chavismo de cara al revocatorio

1
Foto: composición El Venezolano

Foto: composición El Venezolano

(03 de octubre 2016. El Venezolano).- Tras el anuncio del gobernador de Carabobo, Francisco Ameliach, donde asomaba la posibilidad de que Diosdado Cabello llegara a vicepresidente, si el revocatorio contra Nicolás Maduro se realizara en el 2017, han sido muchos los análisis que han surgido.

En un artículo de Toby Valderrama y Antonio Aponte, publicado en el portal chavista Aporrea, señalan que este anuncio ya sea con intención o si fue un acto reflexivo, primero, “reconoce directamente la mengua del apoyo popular al gobierno y elabora una estrategia, una respuesta a la posibilidad de una derrota en el referéndum. Después, reconoce que hay una disputa interna por el poder, que por ahora se centra en la vicepresidencia, el 2017. Tercero, abre una discusión de cómo sería ese gobierno de Diosdado que nace de una derrota. Y por último, pone en discusión la sucesión”.

Lea también: Ameliach: “Si usted vota en un RR en 2017 elegiría a Diosdado como presidente”

Indican que luego está la posición de Elías Jaua, diputado chavista, quien señala que el presidente Nicolás Maduro es también candidato a la reelección, mostrándose optimista de que no habrá cambio el próximo año, “no hay que preocuparse por la sucesión, es imposible la derrota, el apoyo está garantizado”.

“Éstas dos siguen en el juego socialdemócrata, en la lógica de las elecciones burguesas, en la trácala pequeña, en el juego sucio, en la trampita. La que postula a Diosdado tiene más raíces en la realidad, huele y acepta el deterioro; la otra sigue ciega, conduciendo hacia el despeñadero, atrapada en la imposibilidad de criticar, en la necesidad de ser aceptado por las altas esferas que cada día son más tontas. Las dos chapalean en el barro socialdemócrata. Ahora bien, pensemos un poco, exploremos las posibilidades que estos evidentes voceros de las corrientes exponen”, reseñan.

Explican que quienes postulan a Diosdado Cabello ven un poco mejor la realidad, sin embargo, que estos no buscan solución fuera de la “lógica burguesa. No estudian, no reflexionan los errores que nos trajeron hasta aquí, de esta manera empujan a Diosdado al degolladero”.

Lea también:  Enzo Scarano: declaraciones de Ameliach evidencian división en el chavismo

“Qué pensamos: es verdad que el gobierno está muy mal de apoyo, es verdad que el referéndum está perdido, es necesario dar respuesta a la situación. ¿Cuál? Ese es el centro de la discusión”, se preguntan.

Manifestaron que frente a las dificultades del Chavismo “producto de la debilidad del gobierno que escogió el camino del pragmatismo, del oportunismo, del reformismo, camino errado que fue advertido por muchos que clamaban rectificación; frente a estas dificultades que lo colocan al borde de otra derrota quizá definitiva, la anterior fueron las parlamentarias, en esta situación la respuesta revolucionaria debe ser proponer medidas para salvar a la Revolución, no caer en la lógica electoral”.

Destacan que no les interesa el juego electoral (quién queda, cuándo queda, si aquel se reelige), “el problema central es corregir, rectificar la política, rectificar la ideología que guío al gobierno por este camino insensato, sin corregir esto el candidato es inútil. Es necesario abandonar la política reformista, las conciliaciones con el capitalismo, la entrega de la república a las transnacionales. Es urgente crear una vigorosa economía de propiedad social sobre la cual los llamados a la fraternidad, a la cooperación no sean pura retórica de ocasión, y la nueva cultura, la conciencia del deber social tenga asidero real. En otras palabras: volver al Plan de la Patria, a la esencia del pensamiento de Chávez, sin artificios, sin trampas retóricas”.

Compartir .

Dejar respuesta