Almagro confía en que países votarán con ética para activar Carta Democrática en Venezuela

1

Referencial

(26 de mayo 2016. El Venezolano).- El Secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, expresó que la dimensión de trabajo que tienen desde su despacho “es ser obviamente neutral desde el punto ideológico, considerar los factores que debemos aplicar en función de los artículos 2 al 10 de la Carta Democrática Interamericana” para su activación en Venezuela.

Lea también: Almagro presentará la próxima semana informe sobre Venezuela ante la OEA

En este sentido, recalcó que se trata de uno de los instrumentos jurídicos “más fuertes que puede tener la región en defensa de la democracia. La activación de estos mecanismos tienen una dimensión de presión internacional sobre la situación también de análisis y consideración de principios éticos fundamentales para el funcionamiento de la democracia. Todo esto sirve para que los países puedan convocar al Consejo Permanente sobre una situación del alteración del orden constitucional”.

Lea también: “La solicitud de la Carta Democrática está totalmente justificada”

Asimismo, señaló que como observadores internacionales, la OEA no puede ver a Gobiernos de izquierda que tengan “oprimidos, desigualdad en el sistema político, falta de libertad de expresión y de tantos derechos civiles y políticos”.

Explicó que la primera dinámica para la activación de la Carta Democrática Interamericana es la presentación del informe y comentó que eso requiere una convocatoria del Consejo Permanente y luego una reunión de cancilleres para evaluar ulteriores medidas.

Se necesitan 18 votos, es decir una mayoría simple, para que se active este mecanismo ante la crisis generalizada que se vive en Venezuela, según expuso el secretario general, quien a su vez agregó que “tenemos plena confianza de que los países van a votar éticamente basados en sus principios y valores apoyados en los valores de la Carta Democrática”.

Durante una entrevista en el programa Aló Buenas Noches de El Venezolano TV, habló sobre la misiva que le dirigió al presidente Maduro, donde le dijo que de negarse al revocatorio se convertiría en un “dictadorzuelo”, y sostuvo que en primer lugar, se trató de una respuesta a las falsas acusaciones que el mandatario venezolano espetó contra la OEA (de traición y de estar involucrados con la CIA).

“Si uno analiza con frialdad la carta, se da cuenta de que la misma refiere a principios que están establecidos en la Carta Democrática, con lo que estamos todos de acuerdo. No es admisible” que se hagan acusaciones falsas, señaló. “Si usted utiliza mentiras en la política como herramienta para posicionarse mejor, definitivamente también está faltando a principios éticos. Si usted se niega a someterse al escrutinio para mantenerse en el poder, también está traicionando a la gente“.

“Yo pido justicia para los venezolanos, la aplicación de la Constitución de Venezuela que es lo que compete al instrumento del revocatorio. Son términos específicos legales, quizás expresados con firmeza, pero que están dentro de los principios fundamentales de la Organización y el funcionamiento de la democracia”.

Destacó que la política venezolana se ha caracterizado por la estrategia de insultos y de diatribas sin contenido por parte del Gobierno durante los últimos 17 años, “entonces definitivamente el Gobierno de Maduro se ha movido de una posición de izquierda a un populismo de implicaciones muy grandes desde el punto ideológico”.

La construcción de un nuevo país

El Secretario General de la OEA indicó que “creo que hay muchas cosas por construir en Venezuela” y subrayó que los problemas económicos de la nación caribeña no pueden ser resueltos por el sistema interamericano, “eso depende esencialmente del trabajo de los venezolanos”.

Sin embargo, apuntó que si se pueden implementar ayudas y reorientar algunas dinámicas que han afectado el abastecimiento de alimentos y medicamentos, por ejemplo.

Ante la frustración que existe sobre la posibilidad de que el Gobierno, como en otras ocasiones, haga caso omiso del clamor de la Comunidad Internacional, aseguró que no tiene miedo porque en Venezuela existen personas que creen en la institucionalidad y recordó el proceso electoral parlamentario de diciembre del año pasado.

“Nos llamaron para formar una misión de observación internacional, no fue posible concertarla, pero no obstante logramos crear un marco ético a través de mecanismos de denuncia que lograron que se respetaran los resultados (…) entonces tengo la expectativa de que también sea posible lograr este año nuevos objetivos que deben darse en el sistema político venezolano para avanzar y mejorar su funcionamiento democrático”, puntualizó.

Compartir .

Dejar respuesta