Uniformados no pudieron impedir que venezolanos entregaran exigencias al Consejo Nacional Electoral

0
Referencial / noticiaaldia.com

Referencial / noticiaaldia.com

(27 de julio de 2016. El Venezolano).- Los piquetes de la Guardia Nacional Bolivariana y la Policía Nacional impidieron que la marcha de la oposición venezolana convocada para este miércoles llegara hasta la sede del Consejo Nacional Electoral, en Caracas.

Sin embargo, los dirigentes Henry Ramos Allup, presidente de la Asamblea Nacional, y Jesús “Chuo” Torrealba, secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) lograron entregar al rector Luis Emilio Rondón, el documento con en el que exigen se cumplan los plazos para activar el referendo revocatorio.

Lea también: CNE discutirá el 1 de agosto si se activa el revocatorio a Maduro

El texto plantea que el CNE debe anunciar la recolección de firmas de 20% del registro electoral como establece la normativa, porque ya se cumplió la primera etapa correspondiente al 1% de las rúbricas, cuyo informe debía ser publicado este martes y fue postergado para el próximo lunes.

La oposición y sus seguidores se concentraron desde temprano en Bello Monte y La Florida. En el caso de Bello Monte se quedaron en el lugar, mientras que los que se encontraban en La Florida sí partieron hacia la avenida Libertador.

La dirigencia opositora prefirió no continuar el recorrido debido los cordones de la GNB y la PNB, por lo que se llegó a un acuerdo con el rector principal del CNE.

Presión por el referendo

El gobernador del estado Miranda y líder opositor, Henrique Capriles, fue uno de los convocantes de la movilización ratificada tras el comunicado del CNE en el que informaron que será el próximo lunes 1 de agosto cuando evalúen el informe final del proceso de validación de las huellas y en el que también advirtió -en alusión a la oposición- que “no aceptará presiones de ningún tipo”.

Lea también: Crece la expectativa en Venezuela ante anuncio del CNE sobre el revocatorio

“La señora Lucena, que se había comprometido a hablar ayer, incumplió. Ya cumplimos con el 1%. Como Lucena no se pronunció, va la movilización nacional. Llevaremos un escrito al CNE y se enviará a instancias internacionales”, dijo la noche del martes a través de Twitter.

El también dirigente de Primero Justicia reiteró que el referendo es innegociable. “Quieren robarles el derecho al revocatorio, pero no es negociable“,insistió, al tiempo que calificó como “una locura” que el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) solicitará al Poder Electoral anular a la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) como partido; “solo buscan distraer al país”.

Lea también: Capriles: Si el TSJ frena el revocatorio el pueblo se volcará a las calles

La concentración para la movilización hasta el CNE se lleva a cabo desde las 9:30 am en Bello Monte, en las adyacencias de Ciudad Banesco, y en la avenida Libertador, a la altura de La Florida.

CNE militarizado

Anta la convocatoria hecha por la oposición, las principales sedes del Consejo Nacional Electoral, fueron militarizadas. La diputada a la Asamblea Nacional, Olivia Lozano, reportó una fuerte presencia de funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana y la Guardia Nacional Bolivariana en la cercanías del CNE. En imágenes que publicó en su Twitter, se evidenciaron vehículos antimotines de la GNB.

La misma situación se presentó en las sedes del ente electoral en diferentes estados del país. La dirigente del partido Vente Venezuela, Martha Hernández, mostró cómo el paso a las oficinas del CNE en Mérida, fue obstaculizado por una unidad anitmotín de la Guardia. En el estado Carabobo, un cordón de efectivos militares resguardó la sede comicial, al igual que en Zulia.

Compartir .

Dejar respuesta